Llamanos : +34 910 284 709 Email : info@presupuestocesped.com

Mantenimiento adecuado de un campo de fútbol con césped artificial Artificial

    Added Abr 5, 2018 Views 1166 Rating
    1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
    Cargando…
    DESCRIPTION:

    Las ventajas de disponer de césped artificial en un campo de fútbol son tantas, que no costará conseguir un presupuesto césped competitivo si estás interesado en este tipo de elemento. Ya son muchas las instalaciones deportivas que optan por este tipo de césped, ya que permite jugar siempre sobre el terreno, ofreciendo calidad de juego y durabilidad.

    Si vas a pedir un presupuesto césped, ten en cuenta que la composición de las fibras del producto, su forma y que ofrezcan un tacto suave. Todo lo que no cumpla estos parámetros no te sirve para una instalación deportiva como, por ejemplo, un campo de fútbol.

    El césped artificial es respetuoso con el medio ambiente y ahorra espacio. Pero, lo más importante de todo, es que ofrece un mantenimiento muy sencillo.

    ¿En qué consiste el mantenimiento preventivo del césped deportivo?

    Son cuestiones que debes tener claras, si vas a pedir un presupuesto césped. Sobre todo, porque todo aquello que te suponga tareas costosas y un plus de trabajo, probablemente, no te interese. Sin embargo, en el caso del césped artificial para campos de fútbol, requiere muy poco mantenimiento.

    Lo primero que debes saber es que hay 2 sistemas distintos de césped artificial:

    • Relleno de arena de sílice
    • Relleno de granulado de caucho

    Cualquiera de los dos da menos quebraderos de cabeza a la hora de mantenerlo que el césped natural. No obstante, al tratarse de terrenos deportivos, hay que mantenerlo para garantizar en todo momento sus buenas prestaciones técnicas y deportivas:

    1. Facilita la práctica de deportes como el fútbol
    2. Optimiza el bote y la rodadura del balón
    3. Absorbe impactos
    4. Dispone de buena capacidad de tracción
    5. Reduce el riesgo de lesiones de los jugadores
    6. Presenta buen aspecto
    7. Alarga la vida útil y las prestaciones del terreno.

    Todo esto es lo que conseguimos, si nos ocupamos de mantener en buenas condiciones el césped artificial de un campo de fútbol.

    Esto se consigue de dos formas: realizando un mantenimiento mínimo de forma regular y programando, una vez al año, un mantenimiento especializado.

    Tareas del mantenimiento regular del césped artificial en un campo de fútbol.

    Dentro de lo que se considera mantenimiento regular, esta, por ejemplo, el riego. Porque, aunque no sea natural, hay que mojarlo para que conserve todas sus propiedades.

    Por ejemplo, es aconsejable humedecerle antes de un partido o un entrenamiento para bajar su temperatura y potenciar sus propiedades técnicas. Y, desde luego, en verano, este paso es indispensable porque, de lo contrario, puede aumentar su nivel abrasivo. Si el terreno va estar en uso mucho rato, conviene volver a humedecerlo otra vez, ya que el agua se evapora más rápidamente. Y, si por el contrario, está en desuso, también hay que regarlo de vez en cuando para eliminar residuos y mantenerlo limpio.

    Por otro lado, no conviene regar el césped artificial cuando las temperaturas son muy elevadas. A más de 35 grados los materiales de que está hecho pueden verse afectados de forma negativa, al contacto con la humedad.

    Una recomendación importante es refrescar siempre el terreno de forma uniforme y recordando que no estamos regando (ya que no es césped natural) sino, simplemente, humedeciendo. Es decir, que hay que evitar charcos e inundaciones.

    Aparte del riego, dentro de las tareas regulares de mantenimiento hay que incluir trabajos de recogida de residuos de la superficie: hojas, papeles, colillas, restos de comida…

    En el caso del césped artificial con granulados de caucho, hay que cepillar las fibras cada 60 días para mantenerlas verticales y redistribuir rellenos. Además, a las 8 u 12 semanas de su instalación, habrá que hacer una aportación extra de caucho para dejar el terreno uniforme y estable.

    Y, en las partes más críticas del terreno de juego, portería, esquinas, zonas de penalti, conviene hacer aportaciones regulares de caucho, antes de cepillar.

    Por último, una vez al año hay que revisar el sistema de riego: tuberías, filtros, boquillas y sistema de bombeo. También hay que limpiar todos los años los canales de drenaje para que el agua sobrante no encuentre obstáculos en su camino hacia los desagües.

    Ahora que ya sabes en qué consiste el mantenimiento, puedes pedir tranquilamente tu presupuesto césped  y valorar todas las opciones.

    Gestionado por Grupo Camaltec Diseño web profesional